domingo, 30 de enero de 2011

Historia de las gatas Carey

video
Nuestra colaboradora habitual Eva nos envía esta bonita historia sobre las gatas Carey:

"Marta, te he enviado esto,es una bonita historia de este tipo de gatas llamadas Carey. Normalmente son hembras ya que según he leido los machos Carey si llegan a nacer son defectuosos. Aquí frente a casa (junto a los contenedores) abandonaron tres gatitos-as entre ellos dos Carey no se si alguien se llevo una, ya que había puesta una caja en los días de Reyes con un corte (en plan trampilla) Si le van a cuidar pues ¡genial!. Si como se supone la otra es hembra y otra vaquita que hay (blanca y negra) y un gatito rubio que tiene todas las pintas de ser el macho, cuando se empiecen ha aparear ¡el Señor nos coja confesados! Tendremos gatos de todos los colores y ...mi presupuesto con el pienso cada día no lo aguantará, pero mientras pueda no les dejaré sin comer. Saludos y espero que les guste la historia
Gatas Carey ¡¡¡Las hijas del sol!!!

Las gatas Carey son unas gatas "incomprendidas",son muchas las personas que las encuentran feas y son las más difíciles de conseguir ser adoptadas .Pero son unas gatas muy especiales y pocas son las personan que conocen su historia....aquí os dejo el por qué de l color de su manto tan especial!!!
Cuenta la leyenda que, hace varios siglos, el Sol le suplicó a la Luna que le tapara un rato, que le diera una coartada para ausentarse del cielo, para bajar a la Tierra y ser libre, aunque sólo fuera un momento. El Sol quería dejar de ser el centro del Universo, quería que nadie se diera cuenta de su presencia, pasar inadvertido para sentirse liberado de tanta presión. La Luna, ante tanta súplica, accedió, y un día de junio cuando el sól más brillaba, la Luna se acercó al Sol, y le fue cubriendo, poco a poco, para que a los mortales de la época no les sorprendiera de golpe la oscuridad.
El Sol, que desde lo alto hacía millones de años que observaba la faz de la Tierra, no lo dudó, para sentirse libre y pasar desapercibido se hizo corpóreo en el ser más perfecto, rápido y discreto que había; UNA GATA NEGRA. La Luna, perezosa, en seguida se sintió cansada, y sin avisar a su amigo Sol, se fué apartando. Cuando Sol se dió cuenta ya era demasiado tarde, salió corriendo hacia el Cielo, y tan rápido huyó, que se dejó en su morada momentánea parte de él; cientos de rayos de Sol se quedaron dentro de la Gata Negra.
Desde entonces, todos los gatos que nacieron de la Gata Negra eran lo que nosotros, por desconocimiento, llamamos GATOS CAREY. Su manto oscuro se ve roto por cientos de rayos rojos, amarillos y naranjas. Y lo que la gente tampoco sabe es que su origen solar les atribuye propiedades mágicas, ya que atraen la buena suerte y las energías positivas.